La Guardia Nacional otorgó un contrato para compra de uniformes y equipo táctico de 375 millones de pesos a una empresa que en varias ocasiones ha competido en licitaciones públicas con otras compañías con las que comparte representante legal o domicilio. 

En la licitación para la adquisición de equipo táctico, equipo de campaña y uniformes en la que participaron 25 empresas, la compra de más de mil millones de pesos fue adjudicada a seis empresas. 

La partida más grande de esa licitación se la llevó Textiles Conscripto por 375 millones de pesos para 93,600 contenedores de agua, 44,136 bolsas de dormir negras, 44,136 bolsas de viaje –mochilas– y 29,580 fajillas policiales –cinturones donde se guardan las armas. Esa misma partida fue pretendida por Brothers and Friends Trading Company.

Textiles Conscripto es parte de una red de cuatro empresas fabricantes de uniformes que obtienen contratos con el gobierno y han competido entre sí. El nombre que une a las cuatro es Edmar Jorge Chavarría Uranga, que ha sido representante legal o comisario de todas ellas. 

Las empresas son: Textiles Conscripto, de donde Chavarría es actualmente comisario de acuerdo con el acta constitutiva de 2018; Brothers and Friends Trading Company, de la que Chavarría fue representante legal, al menos durante 2016; Integradora Comercial Veracruzana, en la que según licitaciones de 2017 era el representante legal –y que además comparte domicilio fiscal con Textiles Conscripto. La cuarta empresa es Arenales Textilque de acuerdo con la Plataforma Nacional de Transparencia comparte teléfono con Textiles Conscripto.

Textiles Conscripto fue constituida en Cuernavaca, Morelos, en 2018 y durante ese año y 2019 obtuvo al menos 23 millones de pesos en contratos por la venta de uniformes y textiles a diferentes instituciones de gobierno. 

Uno de los socios fundadores de esta empresa es Santiago Gómez González, también socio de Arenales Textil, que vendía uniformes al gobierno y que en 2019 fue inhabilitada por tres meses. El otro socio es Peter Lettocha Hornelas, quien en 2018 fue asesor del PAN en el Senado.

El modus operandi

En la reciente licitación de uniformes de la Guardia Nacional, Brothers and Friends Trading Company presentó propuestas exactamente en las mismas partidas que Textiles Conscripto.

En al menos cinco procesos de compra de uniformes previos al de la Guardia Nacional de este año, habían “competido” entre sí empresas ligadas con Chavarría. Esta red viene repitiendo este esquema desde hace cuatro años.

En 2016 Arenales Textil ganó la licitación 2016-LS-103T00000-013-16-1 por 1 millón 885 mil pesos para la “venta de uniformes para médicos residentes 2016 y ropa para el hospital de salud mental Dr. Víctor Manuel Concha Vásquez de Orizaba Veracruz”. En esta licitación sus competidores fueron Brothers and Friends Trading Company y César Antonio Díaz Fernández, aunque éste no se presentó, por lo que solo concursaron las dos primeras. 

En 2017 Brothers and Friends compitió con Arenales Textil e Integradora Comercial Veracruzana –todas parte de la red– en el proceso de licitación LS-103T00000-051-17 de la Secretaría de Salud de Veracruz para la adquisición de textiles para los centros de salud y hospitales remodelados y en proceso de adaptación. El fallo dio como ganador a Arenales Textil por 6 millones 998 mil pesos. En ese entonces Santiago Gómez, hoy socio de Textiles Conscripto, firmó como representante legal. 

Ese mismo año Arenales Textil concursó contra Integradora Comercial Veracruzana y contra Brothers and Friends en la licitación LS-103T00000-054-17 -una vez más, todas ellas de la red- invitadas por la Secretaría de Salud de Veracruz para la “adquisición de ropa quirúrgica para unidades médicas de primer y segundo nivel de atención”. Arenales Textil ganó. 

En julio de 2018 la Secretaría de Salud de Veracruz invitó a Brothers and Friends Trading Company, Integradora Comercial Veracruzana y a Arenales Textil a la licitación  LS-103T00000-032-18 para venta de uniformes; como representante de Integradora Comercial firmó Chavarría y para Arenales Textil firmó Santiago Gómez, Arenales Textil ganó. Pero para entonces Textiles Conscripto ya existía y tenía como socio a Gómez y como comisario a Chavarría.

En julio de 2020 Textiles Conscripto ganó también la licitación LS-103T00000-013-2020 para la adquisición de uniformes para médicos internos de pregrado y médicos residentes en Veracruz. A este proceso de compra fueron invitadas tres empresas: Textiles Conscripto, Brothers and Friends Trading Company y una persona física: Luz María Huerta Araujo. Dos de las empresas pertenecen a la red de Chavarría. 

Como para este proceso solo se presentó la propuesta de Textiles Conscripto, posteriormente la Secretaría de Salud de Veracruz invitó a Integradora Comercial Veracruzana -empresa parte de la red- y a San Luis Maquilas Internacionales. El contrato por 3 millones 570 mil pesos se le otorgó a Textiles Conscripto. 

En todos los procesos las empresas de la red eran invitadas a través de licitación simplificada, un procedimiento de invitación utilizado en Veracruz de acuerdo con la Ley de adquisiciones, arrendamientos, administración y enajenación de bienes muebles del estado de Veracruz. 

También en 2018 cuando Textiles Conscripto estaba recién constituida obtuvo un contrato de 6 millones de pesos para proveer de uniformes a elementos de la policía de León, Guanajuato. En aquel momento el entonces regidor del Partido Verde Ecologista, Gerardo Fernández González acusó que se trataba de una empresa fachada para la compañía Arenales Textil, ya que ambas contaban con el mismo domicilio.

Mexicanos Contra la Corrupción acudió al domicilio fiscal que comparten Textiles Conscripto e Integradora Comercial Veracruzana en Avenida del Conscripto número 69. En esa ubicación también se localiza la tienda Telas del Río. Personal del lugar aseguró que no tienen ninguna relación con Textiles Conscripto ni con Integradora Comercial, pero que ambas empresas rentan una oficina en el segundo piso de la tienda.

Además, personal de ventas de Telas del Río dijo previamente vía telefónica que Textiles Conscripto e Integradora Comercial Veracruzana son la misma empresa y se localizan en la misma oficina pero que tienen distintas razones sociales, aunque aseguró actualmente no se encuentran físicamente en el lugar debido a la pandemia.

Mexicanos Contra la Corrupción buscó vía telefónica a Arenales Textil para preguntar sobre la relación de ésta con el resto de las empresas de la red. Chavarría contestó y se negó a responder cualquier tipo de cuestionamiento.

“No te tengo por qué dar ninguna información (…) no te las puedo responder (las preguntas) porque no te conozco, no te puedo explicar nada, esa información es exclusiva para uso de la empresa y esa información no te la puedo dar”, dijo al ser cuestionado sobre su relación con al menos cuatro empresas.