Las delegaciones del IMSS en once estados han comprado ventiladores respiratorios hasta 48% más baratos que los de Cyber Robotics Solutions, la empresa propiedad de León Manuel Bartlett Álvarez, hijo del director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett Díaz.

Por ejemplo, la delegación del IMSS en Baja California Sur compró el pasado 23 de abril, 25 ventiladores importados de Irlanda a un precio de 805 mil 192 pesos cada uno, en contraste con el contrato asignado el 17 de abril a la empresa de Bartlett Álvarez en la delegación de Hidalgo, donde el precio acordado fue de 1 millón 550 mil pesos por cada equipo fabricado en México.

Es decir, Bartlett vendió a casi el doble, en comparación al precio pagado en Baja California Sur, con apenas seis días de diferencia entre una adquisición y otra.

Costo por ventilador en el contrato de la delegación del IMSS en Baja California Sur.

Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) publicó el pasado viernes 1 de mayo que la delegación del IMSS en Hidalgo había asignado un contrato por 31 millones de pesos para la venta de 20 ventiladores respiratorios a Cyber Robotics Solutions; el precio unitario de cada equipo fue de 1.5 millones de pesos, el más alto para una compra federal desde que el 27 de marzo se declaró la emergencia sanitaria por Covid-19, de acuerdo con una revisión de 30 procedimientos de adjudicación.

Tras la publicación del reportaje de MCCI, Bartlett Álvarez negó a través de Twitter haber vendido los ventiladores al IMSS a un precio superior al del mercado.

“A la fecha, y dadas las condiciones de emergencia, los ventiladores en cuestión alcanzan los costos de hasta 3 millones de pesos, es decir, el doble del precio contratado con nuestra empresa por el IMSS”, escribió en su cuenta personal.

“El proceso de compra se realizó de forma transparente y a precios razonables”, aseguró.

El mismo viernes 1 de mayo, el director del IMSS, Zoé Robledo, dijo que esa adquisición la formalizó la delegación de Hidalgo, y que se dio prioridad a la entrega inmediata.

La delegada en esa entidad, Claudia Díaz Pérez, afirmó el sábado 2 de mayo que se eligió a Cyber Robotic porque era la que garantizaba entrega inmediata de los equipos. “No se trata de una situación de ahorro o de economía, sino de salvar vidas”, dijo.

Compran más barato

El lunes siguiente a la revelación, el 4 de mayo, la delegación del IMSS en San Luis Potosí asignó un contrato para surtir 20 ventiladores marca Eternity, originarios de China, a un precio unitario de 875 mil pesos.

La adjudicación directa fue a favor de Industrias Sandoval SA de CV, una comercializadora creada el 1 de marzo del 2000 en la ciudad de México, con oficinas en Polanco, que se comprometió a entregar los ventiladores a más tardar el 20 de mayo.

Costo por 20 ventiladores en el contrato de la delegación del IMSS en San Luis Potosí.

El mismo 4 de mayo se efectuó en la delegación en Michoacán la apertura de propuestas en un procedimiento para asignar la compra de 40 ventiladores para hospitales de Morelia, Zamora, Uruapan, Lázaro Cárdenas, Zacapu, La Piedad y Apatzingán.

Entre las propuestas que se analizan está la de Viasis OCC SA de CV, que propone venderle al IMSS ventiladores marca Ventilamex, fabricados en México, a un precio promedio de 839 mil pesos.

Otros postores son Absten Diagnostik y Minimaric SA de CV, que ofrecen ventiladores en un rango de precios de un millón 48 mil y un millón 80 mil pesos cada uno.

En los tres casos, el precio es más bajo que el que se pagó en Hidalgo a la empresa de Bartlett Álvarez.

Pero hasta ahora la propuesta más barata ha sido la del IMSS en Baja California Sur, en donde el 23 de abril se asignó un contrato a la empresa Blue Net Nueva Inversión SA de CV, operadora de hospitales en aquella entidad, para surtir 25 ventiladores marca Puritan Benett, originarios de Irlanda, a un precio unitario de 805 mil 192 pesos.

La empresa se comprometió a entregar los equipos a más tardar el 13 de mayo.

Por presentar una propuesta hasta 100% más cara, fueron desechados otros dos proveedores: Comercial de Especialidades Médicas, que ofreció cada ventilador en 1 millón 242 mil pesos, y Corporativo Ocavi, que pretendía vender en 1 millón 650 mil pesos.

La delegación del IMSS en Morelos también compró barato. El 27 de abril asignó un contrato a la empresa Viasis SA de CV por 40 ventiladores de la marca mexicana IDEM, cada uno a un precio de 839 mil 031 pesos. Los equipos se deben entregar del 15 de junio al 15 de julio de 2020.

Costo por ventilador en el contrato de la delegación del IMSS en Morelos.

En más de un millón

En algunos estados los precios por cada ventilador han superado el millón de pesos, pero en ningún caso han alcanzado el precio pagado a Cyber Robotic.

El 22 de abril, el IMSS otorgó en Tlaxcala un contrato por 7 ventiladores a Nudomi SA de CV, cada uno a un precio de 43 mil 671 dólares, equivalente a 1 millón 54 mil pesos al tipo de cambio del día de la asignación.

Costo por ventilador en el contrato de la delegación del IMSS en Tlaxcala.

Al día siguiente, la delegación oriente del Estado de México contrató a Erilam SA de CV para abastecer 30 ventiladores, a un precio unitario de 1 millón 62 mil pesos. Diez de los equipos adquiridos son para el Hospital General de Zona 72 Gustavo Baz, 15 para la unidad 76 de Xalostoc y 5 para la clínica 200 de Tecamac.

El 25 de abril tocó el turno a la delegación de Sinaloa, que asignó la compra de 50 ventiladores para hospitales de Culiacán, Mazatlán, Navolato, Los Mochis, Guasave y Guamúchil.

En este caso, se designaron tres proveedores: Rohjan SA de CV surtirá 15 ventiladores, cada uno en 1 millón 419 mil pesos, y Médica D 32 equipos a un precio unitario de 1 millón 050 mil. Los tres ventiladores restantes los venderá una persona física, Jesús Ramón Mendívil Castro, cada uno en 1 millón 399 mil pesos.

En la delegación de Coahuila, la asignación de ventiladores se realizó el 28 de abril; se eligió a Absten Diagnostik SA de CV, que surtirá 60 ventiladores de la marca IMT Medical, provenientes de Suiza, a un precio de 1 millón 215 mil pesos con IVA. Toda la compra sumará 72 millones 940 mil pesos.

El mismo día se asignó en Nuevo León un contrato por 20 ventiladores a Servicio y Soporte Biomédico SA de CV., a precio unitario de un millón 218 mil pesos.

El 29 de abril la delegación de Veracruz adjudicó un contrato a la empresa Productos Biomédicos SA de CV, por 45 ventiladores marca Philips, de Estados Unidos, cada uno en 1 millón 25 mil pesos.

En el procedimiento se descartó una propuesta más barata, presentada por Industrias Sandoval SA de CV, que ofrecía vender cada ventilador en 875 mil pesos.

Uno de los argumentos para descartar su propuesta fue que los ventiladores ofertados eran originarios de China, país con el que México no cuenta con tratado de libre comercio.

Ese mismo proveedor fue contratado días después en San Luis Potosí para vender los equipos chinos que le habían rechazado en Veracruz.