México suspende prueba de preparación PISA

México suspendió la aplicación de la prueba PISA para estudiantes de secundaria, no está claro si esto implica la salida total del programa que es parte de la OCDE.

Un funcionario de PISA en París confirmó a Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad que la participación de México en PISA está suspendida y que hasta donde tienen conocimiento no se están aplicando las pruebas de campo.

“Entendemos que el involucramiento de México en PISA está suspendido (…) No hemos podido conocer detalles en el último par de meses”, dijo Tue Halgreen, analista senior de las oficinas centrales de PISA en Francia, en un correo electrónico enviado a MCCI.

Según el calendario, México debería estar realizando pruebas de campo en este momento para la evaluación 2022, dijo Halgreen. Hasta donde las oficinas centrales de PISA tienen conocimiento, y según confirmó MCCI con expertos en educación, esto no está sucediendo.

PISA es un examen para estudiantes de 15 años que se aplica cada tres años para medir habilidades en lectura, matemáticas y ciencia y en el que México participa desde el año 2000.

PISA está afiliado a la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico de la que México es miembro.

La última evaluación se realizó en 2018 y la siguiente estaba programada para 2021, pero por la pandemia por Covid-19 se pospuso para 2022, con aplicación de pruebas de campo en 2021. Según las oficinas centrales, de los 87 países que aplican la prueba México sería el único que ha suspendido su participación.

La prueba de campo, que según las oficinas centrales México no está realizando, es un examen similar a la evaluación final, pero que se aplica solo a una muestra del alumnado de 15 años para revisar que la prueba está diseñada de manera correcta y comprensible para todos los estudiantes. Con las pruebas de campo aplicadas a todos los países participantes PISA hace mejoras a la evaluación que más tarde se aplica a todos los estudiantes de 15 años.

Según expertos consultados por MCCI no realizar la prueba de campo es un aviso de que el país no participará en la evaluación PISA 2022.

A diferencia de otras evaluaciones, más que conocimientos PISA mide las capacidades de un joven de 15 años para seguir aprendiendo, con lo que cada país puede comparar las habilidades de sus estudiantes de esa edad.

Alma Maldonado Maldonado, investigadora del Departamento de Investigaciones Educativas del CINVESTAV, explicó a MCCI que PISA sirve para tomar decisiones en materia de educación.

“El tema de PISA siempre ha sido qué vas a hacer (a partir de los resultados) y ahí siempre nos hemos quedado cortos. PISA sirve para muchas cosas y fue usado retóricamente para decir necesitamos la reforma educativa de Peña Nieto, ¿qué iba a mejorar? No lo sé, se quedó corta y no hubo tiempo. Que ahora digamos ni siquiera participo y ni siquiera tengo ese parámetro, supongo que el gobierno parte de que tenemos que creer que las cosas están bien o que están como ellos nos digan”, dijo Maldonado.

Esta no sería la primera evaluación que la actual administración cancela. En 2019 se aplicó la prueba ERCE de la Unesco –que se aplica a estudiantes de tercero y sexto de primaria, pero el gobierno Andrés Manuel López Obrador anunció su salida del programa, por lo que los resultados de la evaluación ya no se hicieron públicos. Si no se aplica PISA ya solo quedaría Planea, la evaluación que hace la Secretaría de Educación.

En 2019, la actual administración desapareció el Instituto Nacional para la Evaluación Educativa, un organismo autónomo, y creó Mejoredu que depende de la Secretaría de Educación Pública.

“Ya no hay evaluación, va a desaparecer el instituto de evaluación porque esa fue una imposición, repito, dictada desde el extranjero, aceptada dócilmente por los gobiernos de México, afanosos, afanosos, aceptaron evaluación a los maestros”, dijo entonces el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El entonces secretario de Educación, Esteban Moctezuma Barragán, dijo que México continuaría la aplicación de la prueba PISA: “Los resultados de la prueba PISA 2018, los cuales revelaron que alrededor del 50% de los estudiantes mexicanos no tienen las capacidades necesarias para desarrollarse en la sociedad, servirán de insumo para tomar decisiones en la política educativa”.

Maldonado, experta en educación, dijo que sin ser perfecta PISA isa es la prueba más importante en el mundo para comparar educación y los avances en otros países en esa materia.

“Cuando se le pregunto al secretario Moctezuma con que íbamos a evaluar su reforma, él dijo que con PISA, ¿cómo vamos a saber si estos cambios constitucionales han funcionado o no?”, cuestionó Maldonado.

MCCI buscó a autoridades de Mejoredu para conocer el status de la evaluación PISA 2022, pero no obtuvo respuesta.